Lifting o Estiramiento Facial de Cara y Cuello

El ”lifting” o estiramiento facial es un procedimiento destinado a tensar la piel y las estructuras faciales y musculares profundas de la cara y del cuello con el objetivo de reducir incluso eliminar pliegues, arrugas y caída de los tejidos.

Casos Clínicos

Al envejecer, por acción de la gravedad, del sol, del estrés y sobre todo por factores hereditarios, de alimentación y hábitos nocivos como el tabaquismo, la musculatura, las fascias y ligamentos profundos así como nuestra piel, sufren un deterioro progresivo. Aparecen “surcos” y “descuelgue” de pómulos y mejillas, “arrugas” en la piel, acúmulo de grasa en el cuello, manchas, etc

Pacientes a los que va dirigido

Método de aplicación

Tras el tratamiento

1

Tiempo

6 horas

2

Hospitalización

24 horas

3

Anestesia

General

4

Resultados

visible a partir de 1 mes

Preguntas frecuentes

Habitualmente, tras el paso de 3 a 4 semanas podrá reincorporarse a su vida laboral y social. Las cicatrices serán fácilmente disimulables.

Tras un adecuado asesoramiento en la clínica, y con más de 30 años de experiencia, podemos orientar los distintos tratamientos para conseguir los resultados esperados, desde un punto de vista integral. 

Normalmente, se combina con otras técnicas quirúrgicas: liposucción de cuello, blefaroplastia o técnicas de párpados, etc..

También se puede realizar combinación con tratamientos de medicina estética como son las inyecciones de toxina botulínica, rellenos grasos o con ácido hialurónico.

Suele haber una sensación de tirantez durante los primeros días o semanas.

El dolor suele ser de fácil manejo con uso de analgesia habitual. Será necesario un asesoramiento personalizado según las técnicas utilizadas para usted.